Anécdotas en el Cartagonova: El ratón que no podía convertirse en León.

En este artículo me gustaría enseñaros el pasado reciente del FC Cartagena y como pasó de ser un equipo mediocre a lograr el ascenso y la permanencia en Segunda división.

Desde que llegó Paco Belmonte a la presidencia del Cartagena asumiendo una deuda de 4 millones de euros que había dejado Sporto Gol Man, todo ha ido sobre ruedas, tanto deportiva como institucionalmente. El Cartagena pasó de luchar por salvarse en segunda B y tener una deuda multimillonaria a acostumbrase a ganar la mayoría de partidos y tener las cuentas saneadas, de quedar decimoquintos a primeros en cuestión de tres temporadas.

Pero había una pega; todos los proyectos que hacía la comisión deportiva eran para ascender pero nunca se conseguía. Un quiero y no puedo, alcanzar la gloria se le quedaba tan cerca, y a la vez, tan lejos.

En estos 5 años, sin duda el golpe más duro fue en Majadahonda, donde la eliminatoria de los campeones del grupo la tuvo controlada en todo momento, hasta el 96 y medio del segundo partido, donde un saque de banda del equipo madrileño acabó con un gol en propia del ahora central del Burgos, Michel Zabaco, que le dió la victoria a los madrileños.

Tras esa angustiosa mañana, el entrenador Alberto Monteagudo fue cesado y se trajo al exportero de Málaga y Levante entre otros, a Gustavo Munúa. En la primera temporada quedó segundo y en el invierno de la siguiente con el Cartagena en primera posición, el técnico uruguayo fichó por el Nacional, un sueño para él que consiguió gracias a los resultados cosechados esa campaña y media. Le cogió el relevo Borja Jiménez, el “mr. ascensos abulense” venía de llevar a segunda división a dos equipos en las últimas dos temporadas. Un 2/2, que, aún con un juego no del todo brillante, también logró el ascenso al volver a conseguir el primer puesto en la última jornada previa al confinamiento y vencer en la Rosaleda al Baleares en los penaltis con una actuación del portero Marc Martínez espectacular.

Ese día, un 20 de Julio pasadas las 12 de la noche, el FC Cartagena y su ambiciosa comisión deportiva que salvó y curó al efesé que todos conocían, al de Sagarduy, Perico Arango y Aranguren o al de Toché, Mariano Sánchez y JIM, al Cartagena que se convirtió en león con Elady, Marc Martínez, Munúa y Borja Jiménez después de años de ser un ratón que vagaba por los últimos puestos de Segunda división B. 

Leave a Reply